Blog Vizor Media

Es un hecho: se han detectado las ondas gravitacionales. Investigadores del Instituto de Tecnología de California (CALTECH), del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y de la Colaboración Científica del Observatorio de Interferometría Láser de Ondas Gravitacionales (LIGO) afirmaron que la investigación que sumó 1.000 científicos, 16 países y durante 25 años dio frutos.

 

El anuncio fue realizado por David Reitze, el director ejecutivo del laboratorio LIGO, quien explicó que la detección fue posible gracias a que dos agujeros negros chocaron entre sí hace unos 1.300 millones de años. Dicho cataclismo lanzó ondas en todas direcciones, hasta que algunas llegaron a la Tierra el pasado 14 de septiembre. En ese momento, el fenómeno fue captado por los instrumentos instalados en Estados Unidos.

El método utilizado fue la toma de vibraciones en tiempo espacial por medio de dos detectores. Éstos grabaron los sonidos obtenidos. Luego, se compararon con las señales localizadas durante los últimos 3 años, con meses de trabajo para comprobar el origen de las ondas.

Kip Thorne, co-fundador de LIGO, aseguró que la colisión entre los dos agujeros negros equivalió a "15 veces el poder de todas las estrellas en el universo". Esto, aunque el choque durara pocos segundos, hizo posible la captación de las ondas producidas por el impacto.

"Esta nueva mirada sobre la inmensidad celeste permitirá profundizar nuestra comprensión del cosmos y conducir a descubrimientos inesperados", dijo France Cordova, directora de la Fundación Nacional Estadounidense de Ciencias, entidad que financia a LIGO.

Reitze, al respecto, aseguró que "lo que es realmente excitante es lo que viene ahora", refiriéndose a la nueva oportunidad que se está abriendo para la astronomía de las ondas gravitacionales.

La existencia de ondas gravitacionales fue propuesta originalmente por Albert Einstein en 1916, constituyendo una predicción clave para la Teoría de la Relatividad. Su descubrimiento supone uno de los más grandes de nuestro tiempo, ya que ayudará a comprender de forma concreta el origen del Universo, el tiempo y la gravedad.

¿Viajes en el en tiempo-espacio?

Ante la pregunta, Kip Thorne aseveró que el descubrimiento permite una "comprensión más profunda entre la teoría y la observación de los fenómenos de gravedad y tiempo", sumándosele cierta explicación de cómo se comporta la relación entre ambos. Sin embargo, descartó que la detección de ondas gravitacionales acercara a la humanidad a este tipo de travesías espaciales.